País en deuda con los Derechos Humanos de las Mujeres

San José, 18 de julio de 2019.  A partir del 2009, la edad promedio de las madres ha venido aumentando, pasando de 25,2 años a 26,5 años en el 2016, siendo la edad promedio de dar a luz el primer hijo o hija los 24 años. A este hallazgo se suma la baja significativa de la tasa de fecundidad adolescente en la última década, donde el porcentaje de adolescentes madres disminuyó de 20% en el 2007 a 14,7% en el 2017. A pesar de estas buenas noticias, la anticoncepción y la responsabilidad de los cuidados de los hijos e hijas siguen recayendo de manera casi exclusiva en las mujeres.

Estos son algunos de los principales resultados en materia de salud sexual y reproductiva que arrojó el III Estado de los Derechos Humanos de las Mujeres en Costa Rica, dado a conocer esta mañana por el Instituto Nacional de las Mujeres (INAMU).

"Hoy les presentamos las principales conclusiones de un esfuerzo investigativo realizado por la Institución que da cuenta de los principales avances que el país ha tenido en materia de derechos humanos de las mujeres, pero también de aquellos derroteros que como sociedad tenemos por delante. Esperamos que este estudio se convierta en una herramienta de trabajo que oriente el quehacer de todas las instancias responsables de atender las necesidades de las mujeres y sus entornos", señaló Patricia Mora Castellanos, Ministra de la Condición de la Mujer y Presidenta Ejecutiva del INAMU.

En su tercera edición, esta investigación da cuenta de la situación que enfrentan las mujeres en el país en relación con el ejercicio de sus derechos económicos y laborales, derechos políticos, derecho a la salud sexual y salud reproductiva, derecho a una vida libre de violencia y un nuevo capítulo sobre el derecho a la educación de las mujeres.

Algunos hallazgos:

De acuerdo con la investigación, un avance importante es que la sociedad ahora reconoce otros tipos de violencia que habían sido naturalizadas e invisibilizadas, estos son: el acoso callejero, las relaciones impropias, la violencia política y la violencia obstétrica.

"El cuerpo de las mujeres sigue siendo un territorio tomado por el patriarcado, que lo violenta, lo restringe y lo invalida para dar continuidad a sus mecanismos de control", reflexionó la Ministra al tiempo que evidenció que 9 de cada 10 personas entrevistadas en el 2017 por la Encuesta Nacional de Percepción de los Derechos Humanos de las Mujeres en Costa Rica, reconoce que la violencia contra las mujeres es un grave problema social y que esta percepción se confirma con los informes policiales de violencia doméstica del año 2016, que muestran que el 94,9% de las personas ofendidas son mujeres, y el 86,6% de las personas imputadas son hombres. Para el año 2017, en cuanto a delitos sexuales el 87% de las víctimas fueron mujeres y el 94% de los victimarios hombres.

En materia de derechos económicos y laborales los resultados también son alarmantes. De cada 10 mujeres solo 5 logran encontrar empleo remunerado; las mujeres sin ingresos propios duplican la cantidad de hombres en esa condición y las mujeres continúan realizando dobles y hasta triples jornadas de trabajo. La investigación evidencia que, en el año 2017, por cada 100 mujeres que no pudieron trabajar por atender obligaciones familiares o personales, solamente un aproximado de 3 hombres se enfrentaron a esa misma condición.

"Las mujeres en Costa Rica no gozan en plenitud de los derechos humanos económicos y laborales. Sin duda alguna, queda demostrado que la desigualdad afecta de manera directa los ingresos y ubica a las mujeres en una posición de desventaja," comentó la Jerarca.

En el ámbito de la educación las inequidades son evidentes. De cada 10 personas que estudian la carrera de Educación, 7 son mujeres y 3 son hombres, mientras que cada 10 personas que estudian Ingenierías, 3 son mujeres y 7 hombres. En cuanto a las áreas técnicas, en el INA las mujeres sobresalen en Textil con un 93% de matrícula, mientras que los hombres únicamente representan el 7%. Ocurre lo contrario en mecánica automotriz, donde solamente se registra un 3% de mujeres matriculadas en 2017.

La actividad contó con un panel de comentaristas integrado por Alice Shackelford, Coordinadora Residente de la Organización de Naciones Unidas en Costa Rica, Yanet Martínez, Directora del Centro de Investigación en Comunicación de la Universidad de Costa Rica, y Ana Elena Badilla, representante de ONU Mujeres.

Acerca del Estado de los Derechos de las Mujeres

El Estado de los Derechos Humanos de las Mujeres en Costa Rica es una investigación que se realiza cada 4 años desde la Unidad de Investigación del Departamento Especializado de Información del INAMU y tiene como objetivo visibilizar la realidad que enfrentan las mujeres en relación con el ejercicio pleno de sus derechos humanos.

Para la construcción del informe se toma en cuenta el marco normativo nacional e internacional vigente, se realiza un análisis de indicadores estadísticos de género y los resultados se asocian con datos de la Encuesta Nacional de Percepción de los Derechos Humanos de las Mujeres en Costa Rica (ENPEDEMU), encuesta que ha elaborado el INAMU desde el año 2008 de manera sostenida cada cuatro años. Desde esta encuesta se explora la opinión y percepciones de la población con respecto a los temas que aborda la investigación, con especial énfasis en los nudos de discriminación que trastocan la realidad de las mujeres en distintos ámbitos de su cotidianidad.

Para descargar el documento completo del III Estado de los Derechos Humanos de las Mujeres en Costa Rica puede ingresar al link: https://www.inamu.go.cr/web/inamu/publicaciones-y-documentos-de-interes

Para descargar un video que resume los principales hallazgos puede acceder al link: https://www.youtube.com/watch?v=2Gg9ZvZ4ylo